Artículo en el periódico El Mundo en el que hablo de ‘Los grandes enemigos de la piel en verano’.
Para evitar estos efectos es imprescindible el uso de protección solar, evitar exponerse por tiempo prolongado o evadir las horas centrales del día. Es recomendable aplicar la protección desde que salimos de casa y no solo en la playa o en la piscina. La radiación solar es muy alta en esta época y hay riesgo de quemadura en cualquier momento.

Además, en el artículo, recomiendo también, tras la exposición,  retirar los restos del fotoprotector por medio de una ducha para que los poros de la piel permanezcan limpios. Después es necesario aplicar una crema hidratante adecuada a cada tipo de piel que hidrate y repare.

 

Seguir leyendo en
en //www.elmundo.es/vida-sana/bienestar/2019/08/23/5d4173affc6c838b1d8b457d.html

DRA. PALOMA CORNEJO, dermatóloga en estética avanzada.

 

Solicita consulta online

Solicita una cita online o evaluación de tu problema

Solicitar Cita Online