Depilacion

Depilación Laser / Luz Pulsada

La fotodepilación consiste en la eliminación de vello por medio de energía lumínica. Actúa por el principio de fototermólisis selectiva, cuyo objetivo es la eliminación del folículo piloso sin afectar a las estructuras vecinas (piel) . Mediante pulsos de luz de alta energía, con longitudes de onda que sean absorbidas selectivamente por el cromóforo diana, se calienta todo el folículo piloso hasta su parte más externa.

Los láseres que se emplean para depilación tienen como diana la melanina del pelo ( cuanto más oscuro sea mejor) y, como queremos respetar la piel esta ha de ser lo más clara posible.

Tras una sesión de depilación todos los folículos recibirán la energía del laser pero solo algunos se destruirán irreversiblemente no volviendo a salir.

Otros vuelven a salir más claros, más finos y más tarde que con una depilación convencional, debido a una miniaturización del folículo, por lo que se requieren posteriores sesiones.

PROTOCOLO DE TRATAMIENTO

En la primera visita, se valora al paciente, y realiza la historia clínica y la exploración física. Con ello se pretende determinar las características del pelo, de la piel y de la zona que se va a tratar para elegir el láser más adecuado y comentar las posibilidades de éxito. Si existe sospecha de alteración hormonal se solicita analítica. Si existe alguna patología cutánea el dermatólogo decidirá si es posible el tratamiento. Esta es una gran diferencia entre depilarse en un centro médico y un estético/peluquería.

Antes de iniciar el tratamiento se dan al paciente unas recomendaciones sobre el sol, los rayos UVA, cómo realizar la depilación de la zona entre las sesiones, el uso de cremas fotoprotectoras, etcétera.

En ocasiones, el médico puede recomendar la aplicación de un anestésico tópico si la zona es sensible y de gran densidad folicular.

Se realizan fotografías y se delimita el área que se va a tratar.

En algunos casos es necesario rasurar la zona previamente a la aplicación del láser (no recomendado en tratamientos faciales).

Durante la sesión es normal notar cierta molestia en forma de quemazón, pinchazos o leve dolor, y una vez acabada la sesión se aprecia un eritema que puede persistir durante algunos días.

En algunas ocasiones, y si el pelo es muy grueso, el enrojecimiento se concentra alrededor del pelo, produciéndose lo que se denomina edema perifolicular.

Este efecto es transitorio, y es signo de que la depilación ha sido eficaz, aunque no siempre aparece.

¿Cada cuánto tengo realizar el tratamiento?

El intervalo entre sesiones, al inicio del tratamiento, es de aproximadamente 6 semanas para tratamientos faciales y 2‑3 meses para corporales. En sesiones sucesivas será el médico el que determine el espacio entre las sesiones.

El número de sesiones necesarias dependerá de varios factores, como el color de pelo, de la piel y de la zona que se va a tratar.

Contraindicaciones

  • Vello fino, rubio o cano
  • Fototipo V- VI (negros y personas de piel muy oscura)
  • Piel bronceada en el mes anterior.
  • Fotosensibilidad (aunque realmente los pacientes con problemas tras la exposición solar muestran reacción frente al espectro ultravioleta y no frente al visible e infrarrojo, que es el que emiten todos los sistemas de fotodepilación; por ello, se recomienda realizar una prueba para asegurarse).
  • Tratamiento con isotretinoína.
  • Área con enfermedad cutánea.
  • Área ocular.
  • Embarazo y lactancia. Esta es una contraindicación relativa
  • Herpes recidivante en caso de depilación labial ( haría falta profilaxis)
  • Áreas recién depiladas por arranque (cera, pinzas…).
  • Diabéticos no controlados, personas inmunodeprimidas

Efectos adversos

Es normal notar dolor transitorio y que aparezca un enrojecimiento y edema en la zona. Si el paciente está bronceado o si la energía es demasiado alta para su color de piel puede que la piel capte más energía de la debida y sufra de una quemadura transitoria. Esta quemadura cura sin dejar cicatriz aunque puede dar una hipopigmentación transitoria

¿Es definitiva?

Depende la zona. Si el folículo piloso ha sido dañado irreversiblemente, éste no formará un pelo más pero el problema es que hay regiones de lata influencia hormonal como la espalda del varón, el vello facial, línea alba, canalillo… que hacen pelo nuevo a lo largo de la vida a partir de folículos pilosos que estaban dormidos y eso el laser no lo puede prevenir. Por ello el mantenimiento a largo plazo es necesario.

Si buscas una depilación profesional, solicita una cita

Pide cita:

91 199 96 23 –  638 47 69 05

logo-wasap